divendres, 17 de novembre de 2017

Denúncies per odi i discriminació

Les persones amb discapacitat posseeixen una sèrie de drets inalienables establerts per diferents normatives de tipus internacional, estatal i autonòmic que els protegeixen de situacions d'odi o discriminació per part de particulars i col·lectius.
Entre aquestes situacions podem citar les agressions físiques o psíquiques, els danys a la propietat, els insults i amenaces, l'assetjament escolar o laboral, la discriminació laboral i la denegació d'un servei públic o d'una prestació professional, sempre que es produeixin com a conseqüència del fet de ser una persona amb discapacitat. També es contemplen com a situacions d'odi o discriminació els actes públics de provocació a l'odi, la violència o la discriminació i la difusió d'idees genocides cap a les persones amb discapacitat.
Tampoc es pot negar l'admissió a locals de concurrència pública a persones, a causa de la seva discapacitat. El "dret d'admissió" del qual disposen alguns establiments de titularitat privada no es refereixen mai a les discapacitats físiques, psíquiques o sensorials del client. Cas que a alguna persona li fos negada l'entrada en un establiment de concurrència pública per motiu de la seva discapacitat, pot fer una reclamació davant de l'Administració.
Totes aquestes situacions constitueixen delictes que cal denunciar davant les instàncies judicials.

Requisits 
Poden denunciar:
  • La víctima, col·lectius o entitats
  • Qualsevol persona que hagi estat testimoni directe o hagi tingut coneixement dels fets

Tràmits 
Es pot denunciar a:
  • Cossos i forces de seguretat: Policia Nacional, Mossos d'Esquadra, Guàrdia Urbana
  • Telèfon 112
  • Jutjat de Guàrdia
  • Servei de Delictes d'Odi i Discriminació de la Fiscalia Provincial de Barcelona, Gran Via de les Corts, 111, Ciutat de la Justícia, Edifici F, planta 9, tel. 93 554 91 10 i 91 554 93 26
  • En relació amb el dret d'admissió cal omplir el full oficial de reclamacions de l'establiment i enviar-lo al Servei Territorial de Turisme de la Generalitat de Catalunya

Observacions 
El codi penal de 1995 estableix una sèrie d'agreujants i delictes que són aplicables en aquests casos:
  • Delictes per discriminació
  • Delictes per amenaces a col·lectius
  • Delictes contra la integritat moral (tracte degradant, violència gratuïta...)
  • Delictes de tortura o integritat moral per abús d'autoritat per part de funcionaris públics
  • Delictes per revelació de secrets
  • Delictes per discriminació laboral
  • Delictes per provocació a l'odi, la violència i la discriminació
  • Delictes per discriminació en serveis públics
  • Delictes per discriminació en els àmbits professional i empresarial
  • Delictes per associació il·lícita dirigida a promoure la discriminació, l'odi o la violència
  • Delictes per justificació de genocidi

Como atraer más clientes a tu negocio haciéndolo accesible para tod@s.



  Son muchos los establecimientos que dejan de lado a un público potencial por no poder satisfacer sus necesidades. Estamos hablando de personas mayores, personas con discapacidad, acompañantes de las personas con discapacidad o mayores, madres y padres con cochecitos de bebé,… entre otros.
Todos estos colectivos quieren disfrutar de nuestros negocios en igualdad de condiciones. Para empezar, algunas personas ya no pueden acceder a un local porque un escalón o una puerta estrecha les hacen de barrera. Lo mejor de todo es que estas barreras tienen fácil solución.
Las soluciones en accesibilidad no tienen por qué ser complicadas, caras o intrusivas. Al contrario, existen soluciones sencillas, agradables estéticamente y asequibles.
Lo primero que debemos tener en cuenta es que es mucho más barato hacer los establecimientos accesibles desde el principio que no realizar obras después. Tampoco vale cualquier solución: debemos exigir seguridad, autonomía y dignidad para todos los usuarios.

dimarts, 5 de setembre de 2017

ACCESIBILIDAD UNIVERSAL.

 ACCESIBILIDAD UNIVERSAL.
La accesibilidad universal nos suena a muchas cosas.
Por ejemplo: no hay accesibilidad universal
para personas en sillas de ruedas, cuando un portal tiene escaleras...
o cuando una acera tiene un bordillo alto.

No hay accesibilidad universal
si una persona sorda va al cine y no hay subtítulos o va a un juicio y nadie sabe lengua de signos.
No hay accesibilidad universal
si una persona con discapacidad intelectual no usa el metro o el bus porque son difíciles de entender.
La accesibilidad  universal ayuda y beneficia a todas y todos, pero hay personas a las que beneficia especialmente.
Por ejemplo:
La accesibilidad física
beneficia a las personas en silla de ruedas,
a las personas mayores o con muletas.
La accesibilidad sensorial
beneficia a las personas sordas, ciegas o mudas.
La accesibilidad cognitiva
beneficia a las personas con discapacidad intelectual, a inmigrantes, a niñas, niños y a personas mayores.
Importante:
Una cosa tiene accesibilidad cognitiva cuando es fácil de entender.

 



 

 

dijous, 31 d’agost de 2017

CERMI ha denunciado ante el Defensor del Pueblo la "inactividad" del Gobierno

El Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (Cermi) ha denunciado ante el Defensor del Pueblo la "inactividad" del Gobierno para regular la accesibilidad de los bienes y servicios a disposición de la ciudadanía, lo que perjudica "gravemente" los derechos de las personas con discapacidad.
 
En su queja, el Cermi advierte de que el Ejecutivo está incumpliendo "contumazmente" la Ley General de Derechos de las Personas con Discapacidad y de su Inclusión Social, aprobada por Real Decreto Legislativo 1/2013, de 29 de noviembre.
 
En concreto, dicha ley recoge que se deberían establecer unas condiciones de accesibilidad y no discriminación para el acceso y utilización de los bienes y servicios a disposición de la ciudadanía por parte de las personas con discapacidad en un plazo máximo de dos años desde la aprobación de la Ley General de Derechos de las Personas con Discapacidad (noviembre de 2013).
 
"Transcurridos con creces los dos años de plazo, el Gobierno de España no ha efectuado ninguna actividad tendente a la adopción de este desarrollo reglamentario, incumpliendo un deber legal cuya omisión perjudica gravemente los derechos de las personas con discapacidad", lamenta el Cermi.
 
Además, pide al Defensor del Pueblo que investigue esta "culposa inactividad" e inste al Ejecutivo a dar cumplimiento a este mandato legal con la mayor celeridad posible.

dijous, 15 de juny de 2017

Noves icones d'accessibilitat en l'agenda ciutadana del web municipal de Terrassa


L’agenda ciutadana de l’Ajuntament de Terrassa incorpora des d’aquest mes de juny informació sobre accessibilitat dels actes públics organitzats a la ciutat. Les persones que visitin l’agenda a partir d’ara trobaran icones que indiquen si una determinada activitat inclou mesures per a millorar l’accessibilitat física, sensorial o cognitiva. La regidora de Capacitats Diverses i Accessibilitat, Meritxell Lluís, ha explicat que “l’objectiu d’aquesta mesura és que les persones amb discapacitats, i altres col·lectius com ara la gent gran, disposin de més informació i puguin millorar la seva participació i inclusió social”. Lluís ha recordat que “millorar els canals d’informació és important, però també ho és que les entitats i institucions entenguin la necessitat d’incorporar més mesures d’accessibilitat sensorial i cognitiva en els seus actes, més enllà de fer-los en llocs físicament accessibles”.

Les icones sobre mesures de millora de l’accessibilitat apareixeran en funció de la informació facilitada per l’entitat organitzadora i de les característiques de l’espai on es fa l’activitat. En aquest sentit, recentment s’ha introduït a les bases de dades de l’agenda informació sobre l’accessibilitat física de més de 250 edificis o serveis municipals, així com de determinats espais privats que organitzen freqüentment actes oberts a la ciutadania. En el futur aquesta xifra anirà augmentant. Sempre que l’agenda reculli una activitat en algun d’aquests espais, apareixerà la icona corresponent a accessibilitat total o parcial.

La incorporació d’informació sobre accessibilitat a l’agenda ciutadana del web municipal és fruit del treball coordinat entre l’Oficina de Capacitats Diverses i de Promoció de l’Accessibilitat, el servei municipal d’Atenció Ciutadana i el servei municipal de Tecnologia i Sistemes d'Informació. Aquesta acció s’emmarca en el Pacte Terrassa per a l'Accessibilitat Universal i el Pla local d’Atenció a les Capacitats Diverses i a l’Accessibilitat 2016-2020.

Informació sobre accessibilitat a les oficines i serveis municipals

També dins d’aquesta millora de la informació sobre accessibilitat, el web municipal incorpora ara la informació d’accessibilitat relativa a les diferents oficines i serveis de l’Ajuntament de Terrassa amb atenció al públic. Les persones amb mobilitat reduïda podran consultar, abans de desplaçar-se a una determinada dependència municipal, si aquesta és o no accessible.

divendres, 26 de maig de 2017

Empoderamiento y defensa de derechos. Guía para la autodefensa de los derechos de las personas con discapacidad 2016

Empoderamiento y defensa de derechos. Guía para la autodefensa de los derechos de las personas con discapacidad 2016
http://www.cermi.es/es-ES/Biblioteca/Lists/Publicaciones/Attachments/382/Folleto%20Empoderamiento%20y%20Defensa%20de%20Derechos%20Humanos.pdf

Y después del 4 de diciembre de 2017, ¿qué pasará con las barreras ?

Que los sucesivos plazos máximos legalmente establecidos al efecto estén vencidos sin que se cumplan las Condiciones Básicas de Accesibilidad y No Discriminación en los supuestos a que se refiere la Ley General de los Derechos de las Personas con Discapacidad y de su Inclusión Social, así como que no resulte previsible que se cumplan para el 4 de diciembre de 2017, debe ser motivo de reflexión para todo Estado social y democrático de Derecho que se precie de serlo.

  La accesibilidad es la condición esencial previa para que las personas con discapacidad podamos ejercer Derechos Humanos y Libertades Fundamentales en igualdad de condiciones con las demás. Y hay muchas personas con discapacidad que no podemos salir de nuestras viviendas, acceder al entorno físico, al transporte, a la información, a las comunicaciones, incluidos los sistemas y las tecnologías de la información y las comunicaciones, ni a servicios e instalaciones abiertos al público o de uso público debido a la falta de accesibilidad.
 
La Convención de la ONU sobre los derechos de las personas con discapacidad obliga a aprobar y promulgar normas de accesibilidad y a supervisarlas, identificar y eliminar los obstáculos y barreras a la accesibilidad, así como a proporcionar los recursos humanos y económicos necesarios al efecto. Ni el coste de eliminación de barreras, ni las medidas de austeridad pueden ser argumentos para evitar implantar la accesibilidad. La obligación de establecerla ─que también se aplica a monumentos culturales e históricos del Patrimonio Nacional─ es incondicional para entidades públicas y privadas, tanto en zonas urbanas como rurales, siendo su carencia o denegación un acto de discriminación por razón de discapacidad.
 
La Convención instaura un enfoque de la discapacidad desde el punto de vista de los derechos humanos, y supone afrontar una profunda transformación a todos los niveles, que alumbre un nuevo modelo de sociedad y convivencia plenamente inclusivas, basadas en el respeto por la diferencia y la aceptación de las personas con discapacidad como parte de la diversidad y la condición humanas, la igualdad, la no discriminación y la accesibilidad.
 
Una sociedad que lejos de pensar en la accesibilidad como gasto destinado a una parte de la población, la considera una inversión que aporta ventajas funcionales para todos, incorporándola como parte intrínseca de ella misma y de su formación en todos los ámbitos, deja atrás no a personas, sino a actitudes que las discriminan, excluyen y aíslan, con lo que ello conlleva.
 
La toma de conciencia se configura como fundamental para el cambio de percepción sobre las personas con discapacidad. Sensibilizar a la sociedad, fomentando una imagen positiva, con todo el valor que podemos aportar, coloca los cimientos en los que asentar una convivencia inclusiva y en igualdad para todas las personas.
 
Estamos, pues, ante la ineludible e improrrogable obligación y responsabilidad de contribuir a hacer reales y efectivos los derechos humanos y libertades fundamentales no sólo de las personas con discapacidad, sino de toda la sociedad.
 
Por Virginia Felipe, senadora de Podemos y miembro del Comité de Apoyo del CERMI para la CDPD